mira

buscar

Busca Noticias en Guatemala↴

viernes, 22 de diciembre de 2017

La tragédia del cinismo

La ausencia de seguridad y la incertidumbre es tan fuerte que no se siente real, más bien nos esforzamos por negarla. Vemos que nuestros presidentes y alcaldes son públicamente tachados de criminales, que los medios de comunicación se contradicen, que la FIFA expulsa a Guatemala, que los USA admite haber experimentado cruelmente con la vida de nuestros compatriotas. Que el actual presidente no es capaz, pero quiere amargamente deportar al actual investigador de corrupción, el cual fue asignado por una organización ajena a los intereses de nuestra nación, pero que ha invertido millones en combatir el hambre y promovido la salud de varios cientos de miles. Más una nación rota dañaría a millones.
Son millones de oleadas de información corrupta la que es inyectada a nuestra conciencia, alimentando nuestros sentidos gracias a la televisión, radio, celulares, computadoras, vallas, posicionamiento de productos, activación de marcas y promoción en general. Salimos de ver películas que nos hacen del corazón un queso y con los ojos todavía lagrimosos por la inspiradora fantasía que nos vendieron pero tratamos de evitar la mirada del infante indigente que nos pide comida. Nos seducen adolescentes vestidas de licras que dejan poco a la imaginación con el fin de que asociemos nuestra excitación con alguna babosada totalmente ajena a procrear... y así también todos los 7 pecados capitales se han convertido en los principales medios de adquisición de poder, pues son nuestras debilidades animales, naturales a nuestro ser, esenciales, y presentes en casi toda publicidad.
Nuestras debilidades por lo tanto son explotadas para ordeñarnos cual ganado, nuestro precioso y frágil tiempo en este mundo se enfoca en trabajar para pagar las cosas que nos da miedo no tener, más se nos olvidó que es nuestro tiempo la "cosa" más preciada, y que la humanidad no necesitó mucho hasta que fue fuente de poder para unos pocos el lucrar con el consumismo de muchos. Y por si fuera poco, las extorsiones y criminalidad nos hunde en un millar de asaltos, de cobros, de impuestos de guerra y "protección", encima de tener que pagar "seguridad" e impuestos. Vivimos en un mundo de campesinos que desterrados de su labor, se ganan la vida sosteniendo armas a veces más altas que ellos, pero no es de alarmarse, en la insignia de su pecho dice, alado de lo que parece un escudo nacional, “Agente de Seguridad Privada” pero realmente son “agentes privados de seguridad”, siendo verbalmente abusados por más de algún patrón, cliente o supervisor.
En otras palabras, nos estamos interrumpiendo la capacidad de independencia y convivencia pacífica por razones falaces.

Vemos como Venezuela cae, y la dicotomía de las elecciones de Honduras divide una nación entre un líder que irrumpe la constitución y una oposición que se reduce a protestar con vandalismo, ambas ausentes de un orden superior. Vemos terrorismo por un lado y publicidad por el otro. Vivimos con ovejas que se creen lobos dedicados a endeudarnos innecesariamente. Todas las pantallas, que cada vez son más, agudizan, concentran y multiplican estos sentimientos de competencia y miedo, empujándonos a un estado de sub-humanidad, a un estado en donde el cerebelo inferior y más primitivo de nuestro aparato nervioso adquiere mayor poder sobre nuestra conciencia, que se reduce... un poder que el cerebro cede, pues al estar en un estado de estrés crónico, nos volvemos animales, casi reptiles, congelados y esperando estimulación para pelear o correr.
Y, sin embargo las ventanas del alma me revelan un secreto, la triste mirada del cínico finalmente es la prisión de un llanto, una presa que sostiene un mar de amor reprimido. Me cuesta creer que el hombre es el principal depredador del hombre. Insisto, es nuestro cerebelo primitivo el que bloquea nuestra conciencia y sabiduría milenaria. Pero podemos recuperarla... En lugar de ser motivados por miedo, atrévete a reconocer que quieres abrir tu corazón y que anéelas sentir Paz, Amor y Fe. Atrévete a reconocer el misterio de tu intuición, abre los ojos a la luz de nuestra conciencia y la inexplicable conexión que tenemos, y poco a poco reconocerás, como el fuerte rugir de un rio, como vibra el olvidado amor que yace en ti, ese amor puro que vino con nosotros desde el vientre de nuestra madre y que escondemos con vergüenza tras la máscara de seguridad que fingimos tener.

Te invito a compartir tus ideas en los comentarios de este artículo. A soñar como la tecnología y los idealismos de la democracia, el amor y la justicia nos permitan formas alternativas de coordinación que resulte en mejorías sólo posibles por la sinergia de nuestro instinto tribal, pues la era global hace de la humanidad una sola tribu capaz de cooperar entre sí con complejidades y volúmenes inimaginables, y las posibilidades que esto permite qué es ese infinito. Te invitamos a ser parte de GuatemalaGlobal.com

Te invitamos a Ser Parte de Guatemala Global.com





No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Ponga sus opiniones, trate de ser lo más justo posible. Si puede, fundamente sus ideas con línks. La única razón por la que borrariamos un comentario sería porque contiene "Malas Palabras".

Productos Relacionados

Seguidores

Articulos más vistos